San Rafael
Lunes 11 de Junio de 2018

Hubo más de 15 incendios de viviendas en el último mes

En los meses de frío aumenta este tipo de siniestros donde la calefacción precaria tiene mucha incidencia

En el transcurso de la semana que finalizó se registraron dos incendios en viviendas humildes que dejaron a dos familias numerosas en la calle y que tuvieron mucha repercusión: el martes a la mañana en Spinelli 804 de El Cerrito y el jueves a la noche en Cantoni 1145. Lamentablemente este tipo de siniestros se registran en mayor medida en los meses de frío y en casas donde se utilizan métodos de calefacción precarios o de escasa seguridad.

"Es una etapa del año en la que tenemos muchas intervenciones debido a los métodos de calefacción que la gente usa", dijo a Canal 6 el comisario Claudio Esquivel, jefe de Bomberos. Y añadió que "en el último mes hemos tenido más de quince intervenciones en casas, algunas son importantes como la del martes, y otras son principios de incendio o fuego de menor magnitud".

Explicó que la mayoría de las veces el fuego se produce desde una salamandra, por una fuga de gas, en una zapatilla donde hay muchos artefactos eléctricos enchufados que causa el recalentamiento de los cables o estufas a leña con mucha acumulación de hollín en las paredes de la chimenea o en la que se desliza un tronco encendido. "Son accidentes domésticos que pueden generar un incendio generalizado en toda la vivienda".

Para prevenirlos, el comisario Esquivel recomendó colocar en las estufas a leña un contenedor que evite que los troncos en llamas o las brasas salgan al exterior, en las salamandras evitar que la cañería de expulsión de gases tenga contacto con el entretecho porque puede generar un incendio en el techo y tener cuidado cuando se seca ropa al lado de una estufa.

Pero en caso que el siniestro haya comenzado, aconsejó que "lo primero que hay que hacer es llamar al 911 para ir ganando tiempo en el desplazamiento (de la autobomba) porque muchas veces la gente intenta apagar el fuego con la manguera de riego y no es suficiente. Y cuando llaman a los bomberos el incendio ya está generalizado y es difícil de controlar".

También conviene asegurarse que no haya nadie adentro y si se observa mucho humo no abrir las puertas o ventanas porque se genera ingreso de oxígeno que puede provocar una explosión o el aumento del fuego.

Comentarios