San Rafael
Martes 19 de Junio de 2018

Se postergaron las voladuras en la Cuesta y no habrá corte de tránsito

Los trabajos con explosivos se suspendieron hasta nuevo aviso pero se calcula que se harán después de las vacaciones invernales. Se debe presentar un estudio específico de las voladuras. El tránsito será normal por la zona.

Se suspendieron hasta nuevo aviso las voladuras de laderas en la Cuesta de los Terneros, por lo que no se harán los cortes de tránsito que se habían programado sobre la ruta nacional 144.

Los agujeros en las laderas para colocar las cargas estaban realizados hace varias semanas y las primeras detonaciones se iban a realizar este lunes, pero a último momento se decidió suspenderlas.

Según fuentes de Marcalba, la empresa que realiza la ampliación de la ruta, el lunes se le solicitó un estudio de impacto ambiental específico de las voladuras, que deberá presentar y ser aprobada por la Dirección de Recursos Naturales Renovables de la provincia.

Calculan que ese trámite va a demorar al menos un mes y por lo tanto no descartan que recién puedan hacer las voladuras entre setiembre y octubre.

Esta situación obligará a reordenar y reprogramar los trabajos, por lo que también deberán presentar un nuevo plan de obras ante Vialidad Nacional.

En la empresa consideran que el estudio de impacto ambiental estaba incluido en el estudio de la obra en general, por lo que actualmente se realizan febriles gestiones para evitar retrasar los trabajos.

Juan Rivas, del área de prensa del Distrito Mendoza de Vialidad Nacional, confirmó a UNO San Rafael que a la empresa se le solicitó un estudio de impacto ambiental específico de las voladuras y también un nuevo plan de trabajo.

Todo esto "va a llevar su tiempo obviamente y además se va a esperar que pasen las vacaciones de invierno (debido al mayor flujo vehicular que va a Las Leñas) para poder realizar el trabajo".

De todos modos aseguró que las labores "no se pararán, seguirán con el mismo ritmo de obra, pero sin las detonaciones".

Son un total de ocho puntos a volar en el tramo de la Cuesta de los Terneros. Se trata de zonas rocosas donde las retroexcavadoras no pueden "comer" laderas.

El objetivo es recortar cerros para ensanchar la traza en 3,50 metros de cada lado para mejorar la visibilidad y la seguridad de la ruta, además de su repavimentación desde el kilómetro 682 hasta el 688.

El proyecto incluye nuevas barandas de seguridad, reponer la luminaria refractaria (porque se la roban), construir badenes y dos miradores con los restos de roca que van a quedar luego de las voladuras.

Comentarios