Alvear
Miércoles 18 de Abril de 2018

En Alvear capacitaron para prevenir los maltratos médicos a embarazadas y parturientas

Se realizó una capacitación sobre prevención de violencia obstétrica en el embarazo, parto y nacimiento.

En el salón del Concejo Deliberante de General Alvear se realizó una Jornada para la Prevención, Protección de Derechos Humanos en el embarazo, parto y nacimiento.

La violencia obstétrica es una modalidad de violencia que abarca todas aquellas agresiones, en forma verbal o física, que padecen las mujeres en su proceso de embarazo, parto o en la atención al recién nacido.

La capacitación contó con la exposición de la abogada Silvina García Conto de la Dirección de Políticas contra la Violencia Institucional del Ministerio de Derechos Humanos de la Nación.

Se destinó a personal de la salud, médicos, obstetras, enfermeros y también a aquellas personas que en algún momento están en contacto con embarazadas, ya sea en ámbitos de la salud pública o privada, tanto personal administrativo como de limpieza y público interesado.

El coordinador del Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes de la Provincia en la zona Sur, Abel Freidemberg destacó que "es tan importante la Ley de Parto Humanizado 25.929 que lleva a tomar conciencia a los equipos de salud en cuestiones mucho más profundas, como cambiar los paradigmas del pensamiento hegemónico médico, pensar que todos debemos respetarnos como seres humanos, además de cambiar viejas modalidades y concepciones, de acuerdo a los cambios de la sociedad".

Por su parte, la disertante Silvina García Conto explicó que la jornada tuvo por objetivo que se pueda empezar a hablar de la prevención de la violencia obstétrica para que una mujer en una situación de embarazo o de parto, que debe ser un momento amoroso y lindo, no termine en una situación traumática, tanto para la madre como para el bebé; además de debatir con los participantes cómo hacer que eso no suceda.

"El primer contacto de la mamá durante el embarazo al llegar a un centro de atención primaria es muy importante, que durante los primeros controles pueda preguntar abiertamente, comunicar lo que siente y lo que le pasa. En todo ese proceso se pueden dar líneas de maltrato, al ignorar al otro, al no contestarle, no decirle la verdad a lo largo de todo el recorrido hasta que la mamá se va con su bebé. Una palabra bien dicha puede hacer la diferencia, puede ser contenedora, facilitar las cosas y todo el personal del centro asistencial forma parte de esta cadena", añadió.

Prensa: Municipalidad de General Alvear.

Comentarios